Provincia Regina Apostolorum - Argentina Sur
Home Congregación Fundadores Madre María Helena
BEATA MADRE MARÍA HELENA STOLLENWERK PDF Imprimir E-mail

 Beata misionera: Helena Veralt

nació el 28 de noviembre de 1852 en Rollesbroich, Alemania.
Desde pequeña, estaba como poseída por el anhelo de ir a China como religiosa misionera para dedicarse al cuidado de los huérfanos pobres y abandonados. Pero en Alemania no existía ninguna congregación femenina que trabajase en países de misión, y mucho menos en China. En Helena, sin embargo, ardía un fuego que ningún impedimento humano era capaz de extinguir.
En noviembre de 1881 escribió a Arnoldo Janssen, sacerdote alemán, que había fundado una Congregación Misionera masculina Sociedad del Verbo Divino en Steyl - Holanda
“Anhelo entregar toda mi vida y todo mi amor
al servicio del Evangelio”



En 1882 ingreso como sirvienta en la Casa Misional.Su deseo de obrar siempre a la voluntad de Dios la convirtió, después de varios años de espera, en la Co-Fundadora de la Congregación Misionera Siervas del Espíritu Santo. En 1894 hizo sus primeros votos.
Fue la primera Superiora y Formadora de las Hermanas.

"Cuando nos amamos unos a otros,
la oración es más fácil y los trabajos y
penalidades se sobrellevan mucho mejor".

Su vida religiosa se caracterizó por una relación viva y profunda con el Espíritu Santo y su gran amor a Jesús Sacramentado. 1898 Arnoldo Janssen eligió entre las Hermanas Misioneras a seis, interesadas en la sección de clausura, entre ellas se encontraba Helena y el 8 de diciembre de 1896 recibieron el hábito rosado, símbolo del amor apasionado del Espíritu Santo.
Hna. María Helena recibe el nombre de hermana María Virgo

"Mi suerte es arder en amor a Dios,
perseverar en oración y llevar una vidaque es pobre e ignorada".

En 1900 se enfermo de Meningitis Tuber-culosa; hizo la profesión perpetua y murió el 3 de febrero del mismo año a los 47años de edad.
Que mi vida no sea otra coa que amor y gratitud".

Fue beatificada el 7 de Mayo de 1995.



"Sé luz para los hombres en viva fe y amor comprometido".

SU ESPIRITUALIDAD:

Su primer gran deseo fue el de misionar en China, lo cual no pudo lograr. Sin embargo, trabajó sacrificada y animosamente para los misioneros, y luego para las Hermanas. Se dejó guiar por el Espíritu Santo, y aceptó de corazón lo que Él quería para Su vida. Buscaba en todo hacer la voluntad de Dios. Imitó a Cristo, que siendo Dios lleno de poder se hizo hombre, pobre y humillado; ella, que pertenecía a una clase social elevada, siguiendo las inspiraciones del Espíritu Santo deseaba llevar una vida pobre e ignorada.
Su vida de oración, trabajo y sencillez fue lo que el Padre quería para ella.


" Mi deseo es ponerme al servicio del Evangelio
con todo mi corazón y con toda mi vida"
alt

 

RocketTheme Joomla Templates